¿Cuál es la mejor forma de transporte? Por supuesto depende de tus necesidades actuales, si vives en el centro de la ciudad probablemente ir en bicicleta será un alivio para tu bolsillo y otra forma de mantenerte en forma mientras también colaboras con el medio ambiente. Uno de los problemas de utilizar transporte público es que tienes que estar pendiente de los horarios ya que si pierdes el tren o autobús tendrá que esperar al siguiente por lo que al final no eres dueño de tu tiempo y no puedes saber con seguridad si vas a llegar siempre a tiempo a los lugares.
Un préstamo al consumo te dará más oportunidades
El comprar una bicicleta suele ser una compra que se hace a largo plazo, ya que si eliges una bicicleta de buena calidad no tendrás que preocuparte de comprar una nueva por un largo tiempo. Obviamente tendrás que llevarla de vez en cuando al taller de reparación en caso de que necesites cambiar las ruedas o si quieres añadir algún tipo de accesorio extra, el precio nunca será comparable como el llevar al taller un coche para mantenimiento y si eres de los afortunados que saben cómo reparar bicicletas pues el ahorro de dinero está asegurado. Todo dependerá del tipo de bicicleta que quieras comprar, hay algunas que son más sofisticadas y tienen un motor eléctrico otras que estan hechas de titanio, todo dependerá de tus gustos y economía, si vas justo de dinero y has decidido que quieres comprar una bicicleta no lo pienses más un préstamo al consumo es la opción adecuada para ti, podrás pagarlo en cómodas cuotas y no tendrás que dar ningún tipo de aval o garantía. El proceso de solicitud lo podrás hacer desde la comodidad del sofá de tu casa con tan solo un par de clicks.